Entrevistas, Musica

Conversando con Pedro Azael

La otra cara de un gran compositor

El pasado 31 de agosto, el compositor panameño Pedro Azael realizó el Taller autoral “Cómo escribir y obtener ingresos por sus canciones.

En entrevista, Azael explicó en qué consiste el taller, habló de su trabajo y cómo, a pesar de los años, aún logra mantenerse como un compositor moderno.

La primera pregunta es de rigor, ¿en qué consiste el taller autoral?

El taller es una experiencia interactiva con los partipantes. Básicamente está organizado en 4 módulos que podemos resumir así:

1 Principios básicos de derecho autoral, que todo aspirante a trabajar en esta industria de la música y la canción, debe conocer y manejar con destreza para proponer y obtener ingresos por sus inspiraciones.

2 De la actitud del escritor frente al oficio, de fijar metas y desarrollar estrategias creativas para dar a conocer sus canciones. O sea, su producto.

En este módulo hablamos de la responsabilidad de todo creador de proteger y valorizar su obra. De respetar su oficio y su obra.

3 Consejos prácticos sobre como escribir y presentar sus canciones; cómo producir un demo que sea efectivo, y al menor costo posible. Y sobre todo de ¿a quién, cómo y cuándo presentar sus canciones para obtener grabaciones?

4 Conversatorio sobre temas específicos, evaluación de canciones, y experiencias personales en el mercado de Panamá y otros países.

¿Cómo es la metodología que aplica durante la actividad?

El método que utilizo es interactivo e inductivo. Me gusta referirme a el, como un debate entre Sócrates y Platón aplicado al arte y oficio de hacer y mercadear canciones.

Por un lado es mayéutico, en donde los asistentes llegan por sí mismos a encontrar sus respuestas y por el otro, sofista, porque a través de mis exposiciones se habré un debate con la intención de llevar a los participantes a sus propias conclusiones.

¿A quién va dirigido el Taller Autoral o qué tipo de personas se pueden beneficiar de este proyecto?

Mi experiencia hasta ahora y sobre todo en Puerto Rico y Miami en donde existe una industria musical mas desarrollada y por ende mas conciencia de esta profesión, es que a mis talleres acuden personas en busca de respuestas. Una cosa es hacer música y/o escribir canciones y otra es lograr hacer llegar esas canciones al mercado discográfico o del entretenimiento.

Además de artistas y compositores, acuden muchos maestros y profesores de educación musical, abogados, estudiantes y gente del medio artístico como locutores y programadores. Asisten también dueños o promotores de grupos musicales y en fin, todo un abanico de profesiones y personalidades.

Hay un gran número de personas que ya escribe canciones y otros que escriben muy buenas canciones.

Casi todo el mundo sabe lo que quiere y espera de sus canciones. Por ejemplo:

Saben a quién tenían en mente cuando las escribieron, o quién les gustaría que las grabara. Otros quieren saber cómo se obtienen ingresos por ellas…. ¿Cómo hacerlo, cómo conseguirlo? Y allí es donde yo – compartiendo mis experiencias – creo poder ayudar.

¿Se puede aprender a escribir canciones o se nace con la capacidad de hacerlo?

Por supuesto que se puede aprender a escribir canciones, todos nacemos con esa capacidad.

La gente escribe canciones por mil tipos de razones. Escribir canciones puede ser una entretención personal o un oficio en firme. Eso depende de que tan vital sea para usted el asunto.

Como todo arte y oficio, tiene sus técnicas. No es lo mismo escribir una canción de cuna, que una canción erótica o un “jingle” o comercial para pasta de tomate. La orientación de mis talleres está en esa dirección, la canción como producto, como ente generador de ingresos.

Por supuesto que puedo ver las canciones simplemente como una expresión anímica o romántica. Mi propuesta hay que verla desde la perspectiva de que yo soy un escritor profesional de canciones y desde este punto de vista, las veo – a mis canciones – como un producto, como una fuente importante de mis ingresos y como un patrimonio, que a final de cuentas, pertenece no solamente a mí, sino también a los míos.

Capacidad, todos tenemos pero, si de lo que se trata es de escribir canciones para la radio y competir en un mercado harto complicado y en donde lo que abunda es gente preparada y talentosa…entonces hace falta técnica, pulir el oficio y manejar información relacionada..

Normalmente recomienda al que quiera componer que escriba, escriba y siga escribiendo, pero al final, los oyentes son conscientes de lo que el compositor ha escrito, pero no son conscientes de todo lo que el compositor no usa… ¿qué hacer con todas las notas y letras no utilizadas? ¿son reutilizables?

Esto ya es tema de Escritura Creativa, propiamente dicha. Una técnica y ejercicios destinados a estimular la inspiración y a hacer menos frecuente los vacíos o bloqueos inspiracionales por los que pasamos todos los creadores.

La destreza en todo oficio llega siempre con la repetición, y escribir canciones no escapa de esta regla. Practicar la escritura personal o creativa es de gran ayuda para obtener destreza en el oficio de escribir canciones o cualquier otra cosa.

El público o el oyente no es consciente de todo el esfuerzo que requiere escribir una buena canción y no tiene por qué serlo. Y esto es así; porque lo que a él (el publico) lo que llega es el producto terminado. No tiene otras referencias.

Un buen escritor de canciones siempre escribe mucho más de lo que va a usar o necesitar. Eso es parte del oficio. Lo que no usa, siempre puede usarlo en otra canción, todo es reutilizable y reciclable. Un buen escritor no desperdicia nada. Todo lo apunta y lo guarda. Vive siempre al acecho.

Entre los temas de su Taller autoral menciona que los libros, folletos y clases de composición repiten siempre lo mismo y señala que no son la última palabra, ¿en qué se diferencia el taller autoral de lo que se puede aprender en los libros de composición musical?

Hay que apuntar que la realidad siempre esta en movimiento.

Yo aprendí muchas cosas de estos libros, pero igual, muchas cosas han cambiado y otras, perdido realidad o vigencia. Principalmente en lo referente a patrones tradicionales de composición y estructuras, así como en el aspecto administrativo o de “Music Publishing”.

Por ejemplo, yo te diría que la tendencia es más de autores que a la vez son intérpretes y/o productores de su propio material, como por ejemplo está ocurriendo también en Panamá, en donde casi todos los artistas son sus propios productores o graban sus propias canciones. Eso coloca al autor solitario en desventaja frente a estos grupos o “teams” de producción.

Respecto a la difusión de las canciones, ¿funciona igual en Estados Unidos que en Panamá? ¿y qué del Derecho de autor y la protección de las obras, es igual?

Bueno, en este aspecto hay que considerar que el derecho autoral en Panamá es un acontecimiento reciente. Que nace y se asienta legítimamente a partir de la Ley 15 de Derecho de Autor y Derechos Conexos, aprobada por fin como Ley de la República el 8 de agosto de 1994.

Hoy contamos con una Dirección General de Derecho de Autor en el Ministerio de Educación y de SPAC, la Sociedad Panameña de Autores y Compositores.

Fue una lucha de muchos años y no fue fácil llegar a este punto. Por supuesto que aun hay mucho por hacer, pero es una gran conquista para los creadores de música y otras artes.

Antes de eso, yo diría que en esa materia bien podríamos ser considerados como la famosa isla Tortuga….bastión de piratas; y un país en donde las iguanas y los caimanes estaban más protegidos por Ley, que los creadores intelectuales.

Yo creo que hemos dado un salto grande y ahora hace falta crear conciencia de este avance. Ese es también uno de los propósitos importantes por los que me empeño en dictar estos talleres.

Hace poco estuvo en Panamá en un conversatorio, ¿qué impresión le dejaron los nuevos compositores y cantautores panameños que estuvieron ahí?

La impresión es muy buena, creo que se esta dando un movimiento importante en Panamá a nivel de los creadores de música. Hay mucho talento y sobre todo mucha iniciativa de la gente joven.

Pienso, eso sí, que debiera existir mayor apoyo del gobierno, las empresas y los medios, para respaldar a los nuestros y en eso aun estamos cojeando.

Creo que responde más a un viejo atavismo heredado. Aquel de que “todo lo que viene de afuera es mejor que lo nuestro”. Pero también creo que eso está cambiando y poco a poco vamos ganando terreno en esa dirección.

¿Cómo ve el futuro de los compositores panameños?

A nivel nacional, aun esta muy difícil, porque no existe en Panamá una industria musical propiamente dicha. Afortunadamente Panamá no es el mundo y en la actualidad existen otros mecanismos como, INTERNET y los nuevos formatos digitales permiten el acceso a mayores mercados y posibilidades de mercadear la música sin limitaciones. Creo que el futuro es un barco que ya llegó y hay que montarse en él. Digamos que este barco está diseñado para flotar, pero si no se está preparado para manejarlo…también se hunde.

Todo dependerá de qué tanto se actualice el compositor nacional con las nuevas tendencias. Eso es también el propósito de estos talleres: ofrecer información.

Además, existen buenos ejemplos a seguir como Omar Alfano y Rubén Blades que han logrado cosas significativas en el ámbito internacional.

Y a propósito buenos ejemplos, ¿qué opinión le merece la obra de esos grandes autores panameños (Alfanno y Blades)?

Lo primero es dejar sentado que soy un gran admirador de ambos y su éxito es incuestionable, además de ser panameños, están entre los mejores del mundo cada uno en su género y su estilo.Aunque pareciera que ambos hacen lo mismo, escribir canciones, creo que ejercen dos oficios diferentes. El momento histórico que sirve de referencia para la obra de cada uno de ellos es también diferente y su obra musical así lo refleja.Se me antoja que Blades es más reconocido como un cantautor, con una temática – en la mayoría de la veces – dirigida hacia unos mismos asuntos, la crónica urbana, las canciones narrativas, como “Pedro Navaja” y muchas más de este mismo corte. Un estilo muy definido, que gusta y que además cuenta con una gran cantidad de “rubenófilos” en el mundo entero. Yo me cuento entre ellos.Además, ha interpretado algunas de mis canciones y eso a nivel profesional fue para mí un logro muy significativo. Como escritor siempre tuve dos sueños: grabar con Cheo Feliciano y Blades. Ambos pude realizarlos.Alfano es distinto, su espectro poético y musical es más amplio, más impredecible y sobre todo más elaborado. Digamos que lo conozco y lo observo un poco más. Es puntilloso, cuida más los detalles, y evita los sitios comunes en sus textos. Tiene gran sentido comercial y puede saltar con destreza de “Date un Chance” y “El Gran Barón” – a “Conciencia” y “A puro dolor” que son temáticas totalmente diferentes.Alfano se ha desarrollado mas como escritor y hacedor de éxitos para muchos artistas con estilos diversos. Es un maestro del que hay mucho que aprender.

¿Coincidencias entre ambos?

Creo hay muchas, sobre todo en cuanto a sus orígenes y a sus inquietudes creativas en un país como el nuestro, en que artísticamente hablando, todo intento de volar, provoca inmediatamente una pedrada.

¿Considera que el público le da la importancia merecida al compositor o que le dan más crédito al intérprete?

Se culpa mucho a la radio y a los medios de esto. Pero creo haber llegado a entender algunas limitaciones. Pienso que debe ser en principio una labor de los intérpretes y agradecer de esta forma a quien escribió la canción para ellos. Pero a veces es un asunto difícil de manejar, igual que para la radio. En mi caso, creo que he corrido con suerte en este aspecto.

Existe una problemática nacional con respecto a los artistas, ya que aún no se les considera como a un trabajador que debe ganar dinero por lo que hace y vivir con el dinero que cobra por ese trabajo de creación, ¿qué piensa al respecto?

La pregunta es compleja y la respuestas también, porque pueden ser varias.

Yo se de muchas personas que viven de la música en Panamá.

Creo que la consideración y el respeto serio del público está muy relacionado con la medida en que tú mismo te tomes en serio.

El talento es solo una parte. La responsabilidad, la dedicación y el compromiso con uno mismo y su talento, es lo que puede marcar la diferencia.

Hablemos un poco de usted y su trabajo. Primero, ¿qué lo hizo ir a vivir en Miami?

A veces las contrariedades representan una oportunidad, un escalón para crecer o subir. En los tiempos de la dictadura militar y la Cruzada Civilista yo compartía mi tiempo asistiendo a las marchas civilistas y trabajando por las noches en diferentes clubes y fiestas.

Vivía de la noche, como se dice. Pero de pronto, la noche se derrumbó y no tuve otra que salir de Panamá a buscar que hacer. Gracias a Dios, y a muchas oraciones, las cosas salieron bien.

¿Cómo afectó su salida de Panamá a su música?

En mucho, porque yo básicamente escribía baladas pop y rock y tuve entonces que ponerme al día para poder competir, en un mercado repleto de gente talentosa y preparada.

Eso me forzó a desarrollarme, a trabajar con otros géneros musicales como la salsa, por ejemplo. En aquel entonces muy poco sabía yo de salsa, o clave. Tuve que aprender y crecer.

Tiene una fructífera carrera componiendo para otros cantantes, ¿compone también para usted mismo?

Muy poco, generalmente no estoy como intérprete en mi mente – cuando escribo canciones. Te confieso, eso sí, que todas mis canciones tienen algo que ver conmigo, con mis experiencias de vida y emociones.

¿Puede describir el proceso de composición de sus canciones?

Escribo por varias razones. En ocasiones lo hago para decir lo que pienso, otras por catarsis y soltar lo que llevo por dentro. Pero las más de las veces, – para entender lo que siento.

El proceso es el mismo, parto de un chispazo inicial, una frase, una palabra, una emoción y con ella voy tejiendo una historia. Desarrollándola poética y musicalmente; y explorando una o varias conclusiones.

Buscando siempre que la misma sea de interés o afín con mucha gente. Uno de los secretos de este oficio está en escribir canciones con la que mucha gente se pueda sentir identificado.

Y luego editando y limpiando lo que pueda estar sobrando o sea solamente repetición o circunloquio de una misma idea. Evitando las frases trilladas y los sitios comunes en el texto. Son muchas cosas que hay que tener en cuenta. Muchas cosas…

Su currículo incluye canciones para artistas como Rubén Blades, Paloma San Basilio, Gilberto Santa Rosa, Cheo Feliciano y El gran combo. Son grandes nombres en la música, sin embargo los intérpretes de rock y sus ramificaciones no aparecen, ¿ha pensado alguna vez en componer en este género?

Por supuesto y particularmente con grupos panameños. Hay un movimiento interesante de rock y pop en español cocinándose en Panamá. Me gustaría aportar y participar.

¿Cuáles son los músicos o autores de los que ha recibido alguna influencia?

Manzanero por su estilo simple y directo, Bobby Capo que me enseño muchas mañas del oficio; Braulio con sus letras atrevidas y su manera de decir cosas muy fuertes de manera elegante, Alberto Cortés, por su poesía y sus metáforas…muchos. Me gustan muchos músicos y autores.

¿Su estilo de composición ha cambiado con el tiempo?

Cambiado no, pero evolucionado si.

Ahora soy más cuidadoso, más maduro y cerebral para escribir. Le pongo más atención al asunto. Me exijo más y casi nunca estoy conforme con el resultado. Ya no me enamoro de lo que escribo… ni pienso en mis canciones como hijas. Las canciones son eso: canciones y punto.

¿Cómo hace para no estar desactualizado en cuanto a estilos musicales?

Me mantengo escuchando música y pongo mucha atención a lo nuevo, a lo diferente y a lo que parece ser la corriente musical del momento.

¿Qué opina de la musicalización en computadora?

Bueno, es tecnología de hoy. Un gran recurso, si detrás de ella hay cerebro y talento. Pero igual un recurso válido y de gran ayuda.

Y hablando de canciones, de todas las que ha compuesto, ¿cuál refleja con más intensidad sus sentimientos?

Todas y cada uno corresponden a un momento o reflexión importante. Si tuviera que escoger, sin duda “Un sí del alma” que es título de mi última producción.

12 comentarios en “Conversando con Pedro Azael”

  1. Hace tiempo conocí a Pablo Azael, quizás 7 años, y me he encontrado en uno y otro foro con él. Les escribo de Colombia.
    He buscado mucho en nuestra lengua quien haga evaluación de canciones. Me gustaría saber si Pablo Azael tiene en mente el servicio de evaluación de canciones. En este el compositor envía los temas y se regresa un listado evaluando distintos aspectos de una canción.
    Muchas gracias,

    Diego Rengifo

  2. Respetado Señor Azael:

    Su experiencia y el interés que muestra en sus talleres me hacen sentir confianza en usted, por tal motivo le escribo.
    Tengo la letra de una canción que me dedicarón hace muchos años y considero que es sumamente valiosa por el significado de amor y fe que transmite.

    Sin embargo, la persona que la compuso hoy día necesita mucha ayuda y quisiera hacer algo por él, pienso que Dios guió mis manos al entrar en este sitio. ¿Qué puedo hacer para publicarla?

    Saludos desde Panamá
    muchas gracias.

    Johanna Z.

  3. Respetado Señor Azael:

    Su experiencia y el interés que muestra en sus talleres me hacen sentir confianza en usted, por tal motivo le escribo.
    Tengo la letra de una canción que me dedicarón hace muchos años y considero que es sumamente valiosa por el significado de amor y fe que transmite.

    Sin embargo, la persona que la compuso hoy día necesita mucha ayuda y quisiera hacer algo por él, pienso que Dios guió mis manos al entrar en este sitio. ¿Qué puedo hacer para publicarla?

    Saludos desde Panamá
    muchas gracias.

    Johanna

  4. Estimado Sr. Pedro Azael
    Mis mas sinceras muestras de respeto y admiracion para Ud.
    Soy cubano y desde hace unos años me dedico a escribir canciones de manera autodidacta, pues no he tenido la oportunidad de recibir ningun tipo de capacitacion al respeto.
    Gracias a unos amigos tengo mi propio sitio http://www.miguelangelribo.com
    me gustaria visitase dicha web y tener su opinion, mientras pido disculpas por las molestias que pueda causarle,
    Un fuerte abrazo,
    Miguel Angel

  5. Respetado Sr Azael:

    quisiera saber si existe en su pais o en colombia,una norma o ley que solicite a las emisoras radiales dar los nombres del interprete y el compositor que suene o va a sonar en una audicion? Creo seria el mejor reconocimiento a esa labor,y serviria para la divulgacion y promocion de talentos.

  6. Sr
    Pedro Azael
    En su apretada agenda de trabajo, permítame saludarle y a la ves desearle éxitos.
    Yo soy compositor de baladas. Tengo cuadernos con composiciones. He compartido mis composiciones con mi familia, con uno que otro amigo, y todos me dicen lo mismo que tengo mucho talento. Estudio música desde los 12 años, y musicalmente hablando he pertenecido a diferentes orquestas de música. Soy abogado de profesión pero mi gran pasión es la música, me destaco en las letras de canciones. Necesito darme a conocer. Sé que con sòlo una de mis canciones yo me haría famoso. Y tengo muchas y muy buenas. Pero en mi país Panamá no hay mucho campo para esto. y como Omar Alfanno y otros que han tenido éxito, han tenido éxito en base a artistas internacionales.
    Por medio del internet estoy tocando puertas, mis letras son reales, con corazón y sentimiento, la pura verdad. Tengo muchas influencias principalmente la música de los estados unidos, por eso tengo diversidades de matizes.
    Me gustaría una oportunidad no se realmente como usted me dirá. Pero sé que de la forma que sea yo voy a estar muy agradecido de corazón. mi correo es vincentpanama@hotmail.com y mi tel es (507)64963144. Vicente Aceldas

  7. CONVOCATORIA A ESCRITORES

    Propósito del Concurso.

    Buscamos escritores publicados o inéditos que quieran colaborar con sus trabajos literarios en nuestros sitios:

    http://www.codigodeluz.com http://www.codigodeluz.org http://www.tallerautoralpedroazael.com

    Los artículos remitidos deberán ser portadores de algún tipo de enseñanza y dirigidos al fortalecimiento personal y espiritual de nuestros lectores y afiliados. No hay limitación en cuanto el tema a tratar.

    Del Premio.

    Código De Luz, quien de ahora y en adelante se conocerá como El Concurso, anuncia un premio de $ 500.00 US para el autor (a) y trabajo seleccionado como ganador del Primer Concurso Literario “RELATOS Y EXPERIENCIAS DE VIDA”

    Bases e Inscripción en : http://www.codigodeluz.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s